Se queda en shock y casi sin habla al ver el físico de su cita de ‘First Dates’

En First Dates últimamente no dejan de superarse: en las últimas semanas hemos sido testigos de las críticas al camarero Matías Roure por su inapropiado comentario a una joven que acudía al programa a buscar su primer novio… o de la joven que confesó que quería ser Guardia Civil, pero cometió un error imperdonable para la audiencia del dating show de Cuatro.

Parece que el programa mantiene intacta su capacidad de sorprender… lo normal cuando se trata de un programa con esa audiencia y con ese seguimiento en las redes sociales. Lo mejor de todo es que gracias al programa, estamos aprendiendo un montón sobre cómo ligar en este mundo moderno.

Pero lo que mucha gente se pregunta cuando ve el programa —especialmente cuando somos testigos de citas en las que se intenta arrejuntar a una pepera con un podemita—, es qué criterio siguen para emparejar a sus participantes.

Algo así se debió plantear Josemi, un chaval navarro de 19 años, al ver a Nuria, una cántabra de 18. Y es que aunque el chaval llegó tranquilamente al plató-restaurante de First Dates, nada más ver a su cita debió pensar que era la clase de mujer que estaba muy por encima de sus posibilidades.

Y claro, tan deslumbrado se quedó por su físico, que le entró el telele.

Así lo reconoció ante la cámara:

“Cuando he visto a Nuria he visto que era una chica guapa, muy mona a primera vista, y me he puesto muy nervioso.”

Pero he aquí que, en esta ocasión, los expertos del amor de First Dates acertaron plenamente… porque el impacto fue mutuo, y Nuria encontró en Josemi exáctamente lo que buscaba.

Lo bueno del caso es que el impacto ha sido mutuo. Nuria tenía muy claro lo que buscaba en su cita… ¡y vaya si lo encontró!

“Me apetece un churri porque estoy cansada de los rollitos y quiero centrar la cabeza”, afirmó la chica, que añadió que quería un chico “cuidado”, al más puro estilo “Óscar Casas”.

Es sí, su intención es la de ser mamá cuanto antes: “Quiero tener una familia, hijos, tres… quiero ser mamá tan joven porque tengo miedo de cumplir los 32 y no poderme quedar embarazada”, dijo Nuria, ante la sorpresa de Carlos Sobera.

Y cuando vio a Josemi no se fijó en el telele, sino en que “está muy bueno el niño, hombre”, como reconoció sin tapujos ante la cámara. Desde luego, todos pudimos comprobar que se le puso una sonrisa de oreja a oreja.

Así, después de un comienzo de lo más tímido, la cosa fue mejorando y…

¡Viva el amor y las familias numerosas!

Así lo vivieron en las redes, donde la mayoría estuvo de acuerdo en una cosa: que Josemi es adorable.

https://twitter.com/linademateo/status/961707586071429120

¿Qué os parece a vosotros? Contádnoslo en los comentarios.