Reaparece Jordi Giménez, el chico que contó en ‘El diario de Patricia’ cómo dejó embarazada a una mujer con una inyección de espermatozoides

El Diario de Patricia fue un talk show de testimonios emitido por la cadena española Antena 3 a diario en días laborables por la tarde. Se estrenó el 9 de julio de 2001, y finalizó en Antena 3 el 19 de agosto de 2011. Su nombre original se debe a que originalmente estaba presentado por Patricia Gaztañaga, una presentadora española de televisión nacida en 1966 en Bilbao.

En noviembre de 2006, la presentadora renunció voluntariamente a dirigir el programa, siendo sustituida al frente del programa por Yolanda Vázquez. Sin embargo, regresó al formato a comienzos de 2007, aunque un año más tarde abandonaría definitivamente el programa que tanto éxito le había dado.

En 2008 Sandra Daviú tomó las riendas del programa por lo que se pasó a llamarse directamente El diario, que continuó un tiempo en antena aunque con unos datos de audiencia mucho más discretos debidos al lógico desgaste del formato. Lo que más daño hizo al programa fue el cambio de franja horaria, estrategia principal para terminar de ahogar el formato, ya que la cadena empezó a apostar por una imagen blanca y familiar.

En el verano de 2011, Antena 3 decidió dar un descanso a El diario tras 10 años de emisiones ininterrumpidas, asegurando a los espectadores su regreso tras las vacaciones. Durante ese período, la cadena emitió en sustitución una versión diaria del concurso ¡Ahora caigo!, que recibió el nombre de ¡Ahora caigo! diario, cosechando grandes éxitos en esa franja e incluso dobló los mantenidos por El diariose mascaba la tragedia.

Cada día, el programa invitaba a una serie de personas anónimas que aportaban su testimonio personal sobre un tema concreto planteado previamente por el programa, generalmente relacionado con los conflictos familiares o los problemas sentimentales. A lo largo de su historia, el programa fue cuestionado en múltiples ocasiones por críticos televisivos y asociaciones de espectadores, al considerar inapropiados sus contenidos para el horario de protección infantil,​ así como la manipulación de los invitados, hasta el punto de ser considerado uno de los programas paradigmáticos de la telebasura.

Mientras tanto, demostrando que la generación que creció con El diario de Patricia no se ha olvidado del programa, en las redes se ha viralizado la historia de uno de los mayores “personajazos” que pasó por él.

¿Os acordáis de Jordi Giménez, el mítico invitado de El diario que aseguró haber dejado embarazada a Esther mediante una inyección de espermatozoides? Pues con 32 años, el joven ha dado la sorpresa concediendo una entrevista a El Mundo, en la que ha confesado los entresijos de aquella primera aparición televisiva

Jordi afirma que cuando estaba buscando aparecer en algún programa de televisión para hacerse conocido. Y entró al trapo por completo con lo que le propusieron en El diario.

“Me pusieron un pinganillo en el que me iban diciendo cómo tenían que ser mis reacciones. De repente escuchaba: “ponte serio”, y tenía que ponerme serio para que fuese más creíble y el público se riera.”

El joven, que se autodefine como “cantante, actor y showman“, dice que le siguen reconociendo por la calle y que incluso le piden fotografías.

Sobre la chica, Esther, Jordi cuenta que la conoció en un concierto de Madrid y la llevó hasta El diariopara joderla:

“Me la traje al hotel en el que me alojaba para charlar con ella tranquilamente y me robó (…). Les conté la historia a los organizadores del programa y la llamaron sin que ella supiese nada de mí.”

Así, el tema de la inyección de espermatozoides fue algo “para dejarla en ridículo por todo lo que me había hecho“, aunque él cree que lo hizo “porque ella quiso“: “Me explicaron que tenía algún problema mental“.

Ojo, que Jordi, carne de reality, también tuvo sus momentos estelares en Operación Triunfo —estuvo en el casting de la cuarta edición y acudió como invitado para cantar en directo en la Academia pero nunca se emitió— y en Cámbiame, aunque no todo lo que le pasó en aquel programa salió a la luz, según él:

“[Pelayo] me dijo: “No me extraña que no pases los castings porque cantas fatal. No me gusta cómo vistes, tus zapatillas son horribles”.”

Ahora Jordi quiere tomarse la revancha y tener un cara a cara con el estilista en Sábado Deluxe

¿Qué os parece a vosotros? Contádnoslo en los comentarios.

Por cierto, que este querido ganador de Gran Hermano renunció a la fama y “sobrevive” como taxista.