Muere una niña de 7 años después de decirle en urgencias que tenía una simple migraña

Theia, de tan solo 7 años, ha perdido la vida apenas un día después de ser enviada a casa desde el hospital, donde ingresó el lunes de la pasada semana en urgencias, estuvo ingresada durante 24 horas y fue dada de alta por los médicos con el diagnóstico de una presunta migraña.

Según explicó la madre de la niña, al llegar a casa con ella vio que la cosa no iba bien. La menor empeoró con el paso de las horas, sin parar de gritar por los intensos dolores que sufría. «Mi pequeña en agonía. Estoy totalmente perdida. Estoy devastada», señaló la mujer en su cuenta de Facebook. Trágicamente, Theia acabó falleciendo al día siguiente.

La familia ha querido rendir homenaje a su hija, a cuya muerte no encuentran ninguna explicación. «Simplemente no tenemos palabras. Nuestra divertida e inteligente princesa se ha ido demasiado pronto. Estamos perdidos, más allá de la comprensión», escribió su madre, Tracey, en redes sociales.

«Theia, cariño, siete años de ti nunca serán suficientes para mamá y papá», escribió Tracey en un texto muy conmovedor. La mujer describió a su hija como una persona «brillante, divertida, atrevida y siempre sonriente». Explicó que le encantaba «cantar, bailar y dibujar» y que «ella era la personificación de la vida misma».

A espera de que se le realice la autopsia, la familia pide que se investiguen las causas de la muerte de su hija, no queriendo manifestar culpas aún hasta que se aclaren los hechos, pero lamentando que el personal sanitario no pudiera haber hecho nada por salvarle la vida a su niña. La localidad de Dumfries (Escocia), donde residía Theia, ha quedado impactada con todo lo sucedido.