Mason Wells, el misionero estadounidense gafe que ya ha sobrevivido a tres atentados terroristas

Mientras llegan noticias y relatos de los supervivientes del atentado de Bruselas, una de las historias ha llamado la atención de todo el mundo: la de un adolescente americano para el que este es el segundo —o tercero, depende de lo estricto que te pongas— ataque terrorista al que sobrevive.

Mason Wells, de 19 años, es de Sandy, Utah, y fue uno de los misioneros mormones que ha resultado herido por la explosión en el aeropuerto de Bélgica el martes por la mañana.

4a7c0a88253b4f0789589d7882ef7f95

Wells se encontraba en el aeropuerto con Richard Norby, de 66 años, y Joseph Empey, de 20, mientras acompañaban a una cuarta misionera llamada Fanny Rachel Clain, de Montelimar, Francia, que se marchaba a Cleveland.


Un amigo de la familia de Wells ha contado a la prensa que los tres se encontraban muy cerca de la explosión, que ha destrozado el talón de Aquiles del adolescente. Ha tenido que recibir cirugía además de ser tratado de un corte en la cabeza y varias quemaduras graves en su cara y cuerpo.

Debería recuperarse al 100%“, ha dicho esta fuente.

Lo alucinante es que, para Wells, este es su segundo encuentro con el terrorismo. En 2013 se encontraba con su padre a un bloque de distancia de la meta de la maratón de Boston en la que explotaron dos bombas, matando a tres personas e hiriendo a muchas otras. Los dos se encontraban esperando a la madre de Wells, Kymberly, que estaba participando en la carrera.

De hecho, según los padres de Wells, también se encontraba en Francia como parte de su misión cuando ocurrieron los ataques en París.

Kymberly Wells ha dicho que “Mason siempre nos ha asegurado que será cuidadoso y tendrá cuidado. Siempre le digo que lo primero y lo más importante es estar atento a sus alrededores, y que por favor tenga mucho cuidado cuando viaje y sea muy observador con la gente que le rodea.

Su padre, Chad Wells, ha añadido, “Creo que la experiencia de Boston le ha ayudado a mantener la calma.”


Este es el comunicado completo que ha compartido su familia:

CeMH6amUMAEzI5z

Estamos muy agradecidos de que nuestro hijo, Elder Mason Wells, haya sobrevivido el ataque y esté recibiendo cuidados médicos de calidad. Hemos hablado brevemente con él y se siente bendecido por no haber recibido más daño teniendo en cuenta lo cerca que estaba de la bomba. Ha recibido cirugía para reparar su talón de Aquiles y también ha sido tratado por quemaduras y heridas de metralla. Como familia, sentimos el poder de las oraciones de la gente que conocemos y de que aquellos que acaban de escuchar el nombre de Mason por primera vez hoy. Seguiremos rezando y esperando lo mejor para todos los afectados por esta tragedia.