in , , , ,

El relato de lo que “La Manada” hizo con su víctima según la Fiscalía pone los pelos de punta

El abogado de la víctima de la supuesta violación grupal de los Sanfermines, Carlos Bacaicoa, ha afirmado en la tarde del miércoles 22 de noviembre —después de escuchar la declaración en el juicio de tres de los miembros de “La Manada— que “mienten como bellacos“. Según Bacaicoa, “lo que ellos cuentan no tiene nada que ver con lo que se ve en los vídeos“.

Por encima de todo, señala que los acusados “no” han podido demostrar que la joven estaba de acuerdo, y ha afirmado que “la versión que ellos cuentan no cuadra, queda absolutamente desdicha por los vídeos y por los audios, no puedo decir nada más“. Uno de los vídeos es por lo visto especialmente gráfico: se trata del que borró uno de los acusados, pero pudo ser recuperado después. Y en él, según el abogado de la víctima, se refleja cómo habrían tratado a la chica: “a ella se la pasan como si fuera una pelota“, ha sido su cruda descripción.

En las redes sociales ahora mismo uno de los hilos de Twitter más comentados es uno de @sesensato1, en el que reflexiona sobre qué podemos esperar del juicio… teniendo en cuenta algunos precedentes poco esperanzadores para la acusación.

Sea como sea, el juicio entra este lunes en su fase final con la lectura de las conclusiones, y coincidiendo con este momento el programa de LaSexta Expediente Marlasca, presentado por Manuel Marlasca, ha emitido unas imágenes desconocidas hasta ahora que por lo visto fueron grabadas por una cámara en la Plaza del Castillo, y en las que se ve el momento en el que la víctima de “La Manada” les conoce, y se marcha posteriormente con ellos.

Pero eso no ha sido lo más comentado durante las últimas horas, sino el informe de conclusiones que ha presentado el Ministerio fiscal. En él, afirman que los hechos “se produjeron sin consentimiento y bajo violencia e intimidación“, y ha considerado que “las pruebas son absolutamente contundentes“.

La fiscal Elena Sarasate dedicó dos largas horas a la presentación de su informe en la sala, y aseguró que los cinco acusados “actuaron de forma conjunta y organizada, mientras la joven denunciante “no sospechaba ni rematadamente lo que estaba pasando“.

“Cuando los acusados terminaron y consiguieron lo que querían, la dejaron tirada y semidesnuda.”

En palabras de la fiscal, “la declaración de la víctima cumple todos los requisitos para darle absoluta y totalmente credibilidad y sin embargo la de los acusados tiene contradicciones, no pequeñas, sino determinantes“.

“Ellos sí sabían a lo que iban y lo tenían claro.”

En el relato pormenorizado de los hechos, que considera probados, se explica el recorrido desde la Plaza del Castillo hasta el portal de Paulino Caballero, y lo que “se ve en las cámaras nada tiene que ver con lo que dicen ellos. Manifiesta que “no es cierto que iban en grupo compacto“, sino que primero iban uno de ellos con la chica, después otros dos y finalmente otros dos.

La representante del Ministerio Público ha afirmado que “sí hubo violencia, mínima pero la hubo, agarrándole para introducirla en el portal, tapándole la boca“.

“En ningún momento hemos dicho que sea una violencia extrema, se utilizó la fuerza mínima necesaria. (…) La cogieron de forma sorpresiva, no sabía ni en sus peores pesadillas lo que iba a pasar.”

Ha continuado señalando que el sitio donde sucedieron los hechos era “muy pequeño” y los “varones la superaban en capacidad física”.

A su juicio, “es absolutamente coherente desde el principio hasta el final la declaración de la denunciante“. Afirma que en ella no hay “ningún tipo de contradicción“.

“Es un testimonio ajustado a la verdad, no hay exageración; no exagera nada de lo que ocurrió. Mantuvo una actitud pasiva, de no resistirse, eso es lo que se ve.”

Ha señalado Sarasate que la denunciante en “ningún momento tuvo una actitud activa, estaba con los ojos cerrados, no había ningún signo de que hubiera participación, ni una sonrisa, ni un gesto ni una palabra“.

“Una mujer de rodillas, con cinco hombres rodeándole, siempre en posición de inferioridad.”

Además, se ha referido a las conversaciones en los audios de los vídeos que grabaron los acusados, en los que “se oyen dos tipos de conversaciones: las que se dirigen entre ellos, que son de colaboración, y las que se dirigen a la víctima, que son imperativas, sin ningún tipo de interactuación“.

“Todas las conversaciones eran entre varones, ninguna palabra pertenece a la víctima. Ellos deciden lo que hacen, lo que tiene que hacer la víctima.”

Según ha continuado, también los peritos del Instituto Navarro de Medicina Letal vieron “normal” que la denunciante no se resistiera y fuera “pasiva y en actitud de sometimiento.

“No hay ninguna duda de que la intimidación fue gravísima; no tuvo otra posibilidad que someterse.”

Asimismo, ha añadido que se quedaron en Pamplona tras los hechos porque “pensaban que gozaban de una impunidad que no tuvieron.

Sarasate ha señalado finalmente que “ha quedado perfectamente acreditado el delito de agresión sexual, el delito contra la intimidad y el del robo del móvil“, motivo por el que ha ratificado su petición de 22 años y diez meses de prisión para cada uno de los acusados.

¿Qué os parece a vosotros? Contádnoslo en los comentarios.

Los 11 chistacos más épicos del día

La anciana “sin techo” apaleada en Madrid recibe la mejor de las noticias