La venganza de Gloria Camila contra su hermana Rocío Carrasco, a punto

Así a reaccionado a las palabras de Rocío Carrasco sobre Ortega Cano.

Pese a quien le pese, Rocío Carrasco se ha convertido en la absoluta protagonista del momento. Desde sus primeros capítulos, la serie documental de Telecinco ha generado mucho debate en las redes sociales, e incluso entre la clase política, y cada nueva entrega sigue generando mucho debate.

Uno de los temas tratados fue la adopción de los hijos de Rocío Jurado y Ortega Cano. Según palabras de la propia Rocío, fue un momento muy feliz tanto para ella como para el matrimonio de su madre. Y es que, a pesar de que la cantante ya había sido madre, Rocío Jurado decidió adoptar para hacer feliz a Ortega Cano.

Sin embargo, la adopción pudo llevarse a cabo gracias a la intervención de la hija de «la más grande». Al tratarse de un matrimonio de edad avanzada, para conseguir que Gloria Camila y José Fernando fueran adoptados se necesitó la firma de una persona que ejerciera de tutora en el caso de que al matrimonio le sucediera algo.

Así, Rocío Carrasco firmó: «Yo firmé feliz como tutora para que mi madre y Ortega pudieran adoptarlos», contó. Y aunque la familia prefiere mantenerse al margen y en silencio, en esta ocasión era inevitable que los protagonistas se pronunciaran.

Cuando salió a la luz el asunto de la adopción, la hija de Ortega Cano fue vista saliendo de su domicilio a horas para dirigirse a la grabación de la serie que está realizando. Gloria Camila intentó guardar silencio sobre lo que contó su hermana.

Sin embargo, una única frase dejó claro cómo estaba viviendo por entonces el polémico documental: Gloria Camila afirma que no vio lo que contó Rocío Carrasco contó. «Me quedé dormida», dijo, un comentario que algunos han considerado sarcástico, pero que si algo deja claro es que no le quita el sueño lo que reveló su hermana.

Ahora, en el programa del miércoles Rocío Carrasco habló nuevamente sobre su tío Amador Mohedano y José Ortega Cano. Se sabía que su relación con el hermano de Rocío Jurado no era lo mejor, pero sorprendió por las palabras que le dedicó al que fuera el último amor de «la más grande».

Dijo una frase que no puede ser más contundente: «No es que ya no le tenga afecto, es que no quiero que pertenezca a mi vida». Además, lamentó la relación que mantiene actualmente con Antonio David: «Fíjate tú la vida cómo es y las vueltas que da la vida. Ahora son familia».

Como es lógico, estas palabras no han ayudado a que mejore la relación que mantiene con su hermana Gloria Camila. Una persona muy cercana a ella, de hecho, ha dejado caer que está dispuesta a contestar a lo que ha dicho su hermana sobre su padre.

«La venganza se sirve en plató frío».

De acuerdo con Informalia, esta persona del entorno de Gloria Camila tiene claro que la joven no se quedará indiferente y que su reacción no podría hacerse esperar. «La venganza se sirve en plató frío, y el agravio de Rociíto al padre de Gloria tendrá contestación rotunda por parte de su hija adoptiva», le comentó esta persona al medio citado.

Los que la conocen, consideran que Gloria Camila se puede haber estado guardando muchas cosas sobre la relación de su madre con su hermana mayor, que ahora podrían salir a la luz. De hacerlo, no sería la primera que la joven le envía un dardo envenenado a Rocío Carrasco a su hermana.

Lo cierto es que la relación entre las dos hermanas está rota. La diferencia de edad entre ellas siempre pesó mucho, aunque cuando Gloria y José eran pequeños, Rocío siempre se mostró muy cariñosa con los dos. Sin embargo, con la muerte de Rocío Jurado la relación de la hermana mayor con Ortega Cano empezó a torcerse, a la vez que se iba distanciando de sus hermanos.

Gloria se fue acercando a alguien más próximo a su edad como es su sobrina Rocío Flores. Aunque estaba distanciada de su madre, Gloria mantenía el contacto con la la hija de esta, ya que Antonio David en ningún momento se distanció del resto de la familia materna de sus dos hijos.

Hoy en día las dos jóvenes, de 26 y 24 años respectivamente, mantienen una relación muy especial que va mucho más allá que la de tía y sobrina.