Fallece una mujer de 40 tras 4 años diciéndole el médico que tenía hemorroides

Una británica de 40 años llamada Lucy Ogilvie falleció a causa de un cáncer de colon que le fue diagnosticado demasiado tarde para poder tratarlo. Lo más dramático de esta historia es que durante los 4 años anteriores acudió en repetidas ocasiones al médico para advertile de que sus heces aparecían con sangre, algo que el médico atribuyó a unas hemorroides comunes, que no suelen revestir gravedad.

«He estado cuatro años yendo al médico para decirle que tenía sangre en las heces. Siempre me ha dicho lo mismo. Son hemorroides. Váyase», fueron las terroríficas palabras de Lucy cuando descubrió que padecía una enfermedad irreversible.

Tras ser ignorada por su médico durante años, Lucy descubrió su fatal diagnóstico en 2019, cuando empeoró y fue sometida a pruebas más profundas. Fue entonces cuando esta madre de dos niñas de 2 y 7 años, junto a su marido, trataron desesperadamente tratar el cáncer, pero era demasiado tarde, a pesar de que utilizaron medicamentos en fase experimental, finalmente falleció a los 3 meses.