Antonio, enfermo de cáncer con 33 años, hace un importante anuncio a sus seguidores

«Pensé que me habría hecho daño en el gimnasio, pero cada vez iba a más».

Antonio Ibáñez se hizo conocido en Internet, pero por un motivo que jamás hubiese deseado. Como actor y pintor, el granadino se esperaba triunfar en la red gracias a sus trabajos artísticos. Sin embargo, se hizo popular por culpa de una enfermedad que ha marcado su vida.

Antes del diagnóstico, Antonio estaba completamente inmerso en numerosos proyectos laborales. Como cualquier artista joven de su edad estaba intentando abrirse camino en la industria a través de castings, rodajes y exposiciones de sus obras.

Todo en su vida iba sobre ruedas. Era un joven sano y con hábitos de vida saludables. Nunca hubiese imaginado que el fuerte dolor que se instaló en sus costillas estaba relacionado con un cáncer.

Pero, con tan solo 33 años, este joven andaluz ha vivido su año más difícil a consecuencia de un cáncer que le detectaron a finales del pasado mes de mayo. Concretamente, se trataba de un linfoma no Hodgkin que le ha llevado a vivir una etapa de su vida muy oscura. Sin embargo, también han sido unos meses repletos de esperanza y ganas de luchar.

Como decíamos más arriba, inicialmente fue un dolor en las costillas que no le hizo presagiar que se trataría de una enfermedad tan grave. «Pensé que me habría hecho daño en el gimnasio, pero cada vez iba a más, hasta el punto que a veces no podía respirar. Fui a Urgencias, me hicieron pruebas y sacaron casi dos litros de líquido pleural. A la semana siguiente me dieron el diagnóstico y a los días ya estaba recibiendo tratamiento, fue todo muy rápido», contó el joven.

Sin tiempo para asimilar lo que estaba ocurriendo, tuvo que enfrentarse de la noche a la mañana a complicados ciclos de quimioterapia. El tratamiento era tan fuerte que requería su ingreso hospitalario durante 5 días tras cada sesión. Una situación que se repetía cada 21 días.

A pesar de la dureza del tratamiento, el granadino no se vino abajo. El joven enfrentó cada sesión como un reto en el que contaba con el apoyo incondicional de sus seres queridos. «Es fundamental la mentalidad y el estado físico, he tenido suerte porque mi cuerpo estaba en forma», dijo.

«Hago muchísimo deporte, sigo una dieta sana, apenas bebía alcohol… Al principio no podía entender que me hubiera pasado esto, con lo que me cuido. Ha sido muy duro, pero he tenido una predisposición positiva y el apoyo de mi familia, amigos y pareja», añadió el joven.

Se convirtió en viral en internet tras superar el cáncer.

Afortunadamente, respondió muy bien al tratamiento y pudo afrontar su última sesión de quimioterapia el pasado 2 de octubre. Ese día, el pintor quiso compartir con sus seguidores en redes sociales su alegría por haber llegado hasta ahí.

Lo hizo a través de un post en Twitter que se hizo viral en cuestión de horas. En él, aparecían dos fotografías suyas: una al inicio y otra al final del tratamiento.

Con casi 200.000 me gusta y 4.000 retuits, Antonio saltó a la fama en redes de la forma más inesperada y conmovedora: recibiendo el apoyo de cientos de miles  de personas. «Es súper bonito cuando la gente se vuelca contigo en un mal momento, me dio fuerzas y lloré al leer algunos mensajes. Me escribieron personas que van a empezar ahora el tratamiento, padres de niños enfermos… Me emocioné mucho», contó.

Ahora, el joven agradece todo ese apoyo recibido con un cortometraje que tiene como objetivo visibilizar la enfermedad que padecen tantas personas en nuestro país. Bajo el título de Supermen, Antonio se mete en la piel del protagonista de una historia que aspira a estrenarse en festivales. Una pieza audiovisual que fue grabada al principio de su tratamiento bajo la dirección de Pierfrancesco Artini.

«Supermen está dedicado a las personas que han luchado y que luchan contra el cáncer, está hecho con mucho corazón», contó el joven a sus seguidores.