Aida Nizar reaparece con 15 kilos menos, y dando un giro radical a su vida

Aída Nízar Delgado, nacida en su querida Valladolid, allá por 1975, es una tertuliana española, que saltó a los medios en el año 2003 con su participación en la quinta edición del reality show Gran Hermano.​ Desde sus comienzos, ha mantenido una presencia sostenida en televisión vinculada principalmente a la cadena Telecinco.

Se presentó a los castings de Gran Hermano 5 en el año 2003, y fue seleccionada para entrar al concurso. No tardó en convertirse en la concursante más polémica de la edición, y se convirtió en la primera expulsada.

Desde aquel momento, apareció en diversos programas de Telecinco como colaboradora y en varias entrevistas para diversas cadenas de televisión, radio y revistas.

Tras convertirse en colaboradora del conocido programa Crónicas Marcianas durante casi un año, comenzó una larga etapa como colaboradora en programas como A tu lado o TNT.

En enero de 2017, y a pesar de sus problemas legales con Telecinco,​ entró como concursante en Gran Hermano VIP 5 con posterioridad al comienzo de la edición, en un intento por parte de Mediaset y la productora Zeppelin de remontar las bajas audiencias en comparación a ediciones anteriores.

La apuesta les salió bien… más o menos. En febrero fue expulsada del concurso, llegando a ser trending topic en Twitter con más de diez mil menciones y elevando por primera vez las audiencias al 20,2% de cuota de pantalla en una maltrecha edición de Gran Hermano.

Posteriormente sería repescada por el público, para ser semanas después nuevamente expulsada con más del 65% de los votos.

Entre lo más comentado de la edición estuvo un intento de agresión en directo en el plató del reality del marido de Irma Soriano por la que tuvo que indemnizar a Aída.

En una “situación de intensa crispación”, según contempla la sentencia, Mariano Navarro cogió de los hombros a Aída Nízar y en estado de “gran excitación” se lanzó “a propinarle una fuerte bofetada con la mano abierta en la zona de la cara sin llegar a causarle lesiones de ningún tipo”.

Llevábamos algún tiempo sin tener noticias de ella, pero ha vuelto a lo grande, con una noticia que sin embargo apenará a sus seguidores —y alegrará a sus haters.

La vallisoletana ha puesto rumbo a Italia para comenzar una nueva etapa de su vida en la ciudad del Vaticano donde está involucrada en un proyecto con Mediaset. “Los sueños se tornan realidad”, explicó ella misma en un vídeo que ha publicado en sus redes sociales desde el aeropuerto Adolfo Suárez de Madrid.

En las imágenes, en las que aparece a punto de facturar maletas con su nombre inscrito, llamó la atención la delgadez de la colaboradora de televisión.

Sus seguidores no tardaron en percatarse del cambio físico y aplaudieron su nueva imagen. “¡qué guapa! estás más jovencita” o “espectacular por dentro y por fuera”, son algunos de los mensajes que le hicieron llegar sus fans.

Aunque se desconocen los motivos de esta bajada de peso de más de 15 kilos, si se debe a una dieta, al ejercicio físico o al estrés de cambiarse de país, ella ha preferido no hacer ningún tipo de comentario al respecto.

Eso sí, se sabe que es una gran aficionada a los tratamientos de belleza, que ella misma publicita en sus redes sociales, y de hecho una de sus últimas fotografías es precisamente de una de las últimas sesiones estéticas a las que se ha sometido para tener una piel luminosa y radiante.

Por cierto, os dejamos con este divertido expediente x: no podemos dejar de flipar con las rodillas de Aída Nízar

¿Qué os parece a vosotros? Contádnoslo en los comentarios.